Polinotas


Ni héroe, ni mártir by torrijos
octubre 26, 2010, 9:56 pm
Filed under: Ciencia Política y Gobierno, Relaciones Internacionales

Martes, 26 de octubre del 2,010

VICENTE TORRIJOS R.

Ha dicho el presidente Correa, del Ecuador, que “no se cree ni héroe ni mártir” porque hizo “lo que creyó que tenía que hacer en ese momento” que ahora quiere presentar ante el mundo como intento de golpe de Estado cuando no fue más que una revuelta, inducida en cierta forma por su marcada tendencia a la improvisación autoritaria, una conducta relativamente común entre los aprendices de dictador.

Y en efecto, no fue héroe porque hace falta mucho temple y coraje para serlo.  De hecho, no puede ser héroe quien se escuda en la jefatura del Estado para anunciar que, como no se siente a gusto con el Congreso que le tocó en suerte, pues es preferible cerrarlo y poner uno nuevo, completamente a su servicio.

Dicho de otro modo, Correa estaba cayendo en los mismos errores que pusieron a levitar a Zelaya en Honduras cuando éste se sintió, de la noche a la mañana, y flamantemente apoyado por Chávez, en capacidad de violar la Carta Magna para convocar a una asamblea nacional constituyente.

Tan clara es esta situación, y tan vergonzosa, que Correa se ha visto en la obligación ética y política de dar marcha atrás y anunciar que (por lo pronto) descarta la disolución del Parlamento con la que pretendía adueñarse impunemente del poder público.

Y, por supuesto, tampoco puede considerarse mártir, porque todo lo que sucedió en el Regimiento 1 de Quito fue solo fruto de las circunstancias, un desorden sin libreto alguno y, como narraba el otro día, lo cierto es que fue él mismo quien espontánea e intempestivamente decidió acudir al cuartel, con lo cual, los policías no pudieron tener tiempo para planificar ningún golpe, y menos aún un magnicidio.

Tan transparente es este asunto que, una vez más, Correa se ha visto obligado a retractarse de expedir normas contra los ingresos de los policías y ha tenido que comprometerse a respetar los derechos adquiridos.

Pero, claro, con esa mezcla de “indignación y tristeza” en la que dice sentirse por tan amargo momento, Correa ha iniciado las purgas, la persecución y la venganza que le permitirán ajustar las cargas políticas y, por qué no, restablecer su alterado equilibrio psicológico.

Por eso necesita culpables.  Y nada mejor que encontrarlos en sus adversarios de la oposición, procediendo a encarcelar a los dirigentes Araújo y Guerrero, y aseverando, cómo no, que el verdadero instigador del “golpe” no es otro que … ¡ el imperialismo norteamericano !   +++


Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: